¿Cómo elegir correctamente el zapato deportivo?

La demanda y alcance de este tipo de productos han desarrollado estilos más ligeros y con materiales más livianos que en ocasiones potencian la agilidad y rapidez del atleta. 

Enlace copiado
¿Cómo elegir correctamente el zapato deportivo?

¿Cómo elegir correctamente el zapato deportivo?

Enlace copiado

La elección de calzado deportivo puede resultar bastante importante para evitar diferentes tipos de lesiones en nuestras extremidades inferiores a la hora de realizar actividad física. Por lo que la decisión del zapato que se adquiere se puede ver influida por diferentes factores y características de la zapatilla. 

Según la entrenadora de atletismo y profesora de educación física Sandra Valiente, la elección de los tenis deportivos dependiente de la actividad para la que se utiliza el calzado, además de factores externos y propios de la fisionomía de la persona que utilizará la prenda. 

“El tipo de deporte o actividad o evento en el que se utilizará el zapato, además del tipo de superficie y clima donde se entrena, el tipo de pisada, la estructura del pie del atleta, el presupuesto para mi esos factores los factores más importantes en general ”, comentó Sandra Valiente. 

Cabe destacar que se han desarrollado diferentes tecnologías y estudios científicos que se han centrado en factores más específicos como: la construcción del zapato, amortiguación, agarre, flexibilidad, sujeción de la zapatilla entre otras. Dichas características mejoran el desempeño y permiten más comodidad a la hora de realizar una actividad física. 

Para la fisioterapeuta y terapeuta ocupacional con experiencia en atención de deportistas, Andrea Merino la amortiguación del pie es fundamental para la elección de calzado. 

“Tienen que tener una suela un poco gruesa para que tenga un poco de amortiguación en el golpe y que pueda proteger todo el pie. Si es posible que tenga un poco de protección en el tobillo, para evitar un doblón. Yo siempre tomo en cuenta que sean zapatos un poco altos de la suela para que amortigüe bien el golpe ”, descrito la fisioterapeuta.

Simetría del pie y talón 

Otro factor fundamental para la elección de la zapatilla tiene que ver con la simetría del pie de la persona que utilizará el calzado. Según el fisioterapeuta del INDES Donalds Trujillo existen tres tipos de pies según su simetría: el cavo, equino y plano. 

Las personas que tienen un tipo de pie cavo, cuentan con un arco más alto de lo normal y no se puede aplanar. Por su parte, las personas con pie plano, su arco de la parte interna está aplanado, lo que hace que la planta del pie entero toque el suelo cuando la persona está parada.

“El tipo de pie es el que determina el tipo de calzado porque hay pie plano, equino y cavo, lo recomendado es buscar un zapato que vaya acorde al tipo de pie y  deporte a practicar ya que hay atletas que su pie es bien cavo, que incluso necesitan plantillas a la hora de realizar el ejercicio”, indicó el fisioterapeuta  Donalds Trujillo.

“Si  utiliza un zapato que no sea específico  o adecuado a estas  cargas puede que se produzca una fascitis plantar o ya estemos hablando de algún tipo de problemas con el tendón de aquiles o  con los gemelos. Muchas veces los atletas padecen de  fascitis plantar por el uso de calzado inadecuado”, mencionó Andrea Merino

¿Es recomendable utilizar el mismo tipo de zapatos para correr e ir al gimnasio? 

Algunas de las actividades físicas más frecuentes en el deporte fuera del profesional o alto rendimiento son el running y el uso del gimnasio de pesas. En ocasiones se pasa de largo que existe un calzado determinado para dichas actividades. 

Según Sandra Valiente es recomendable utilizar un tipo de calzado específico para ambas actividades respectivamente. “El uso de la halterofilia como tal tiene su zapato específico que dan estabilidad para el balance del peso en relación al cuerpo cuando tiene que empujar y recibir el peso. Aunque no se compita, el calzado debe tener un pequeño tacón que permita mantener ese equilibrio”, agregó. 

Para Trujillo el calzado para el running o carreras de calle tiene que ser más flexible y con mayor amortiguación dependiendo del tipo de pie, si es pie cavo mayor habría  apoyo en dorso del pie y talón, además de dar firmeza en el pie. 

Por otro lado , para el levantamiento de pesas,  el zapato tiene que tener  mayor amortiguamiento en el talón que en la punta. En casos como el Crossfit, el calzado tendrá que tener más amortiguación en la parte de de la punta por el tipo de ejercicios que se realizan, aseguró Donalds Trujillo. 

Zapatillas ligeras 

Actualmente existe una gran demanda en el rubro del calzado deportivo. Los avances tecnológicos y el mercado han permitido que exista una gran variedad de estilo en los zapatos para la actividad física. Según una Investigación del mercado global de calzado deportivo la demanda global de los tenis puede llegar a aumentar a  un valor estimado de 96.10 mil millones para 2026.

La demanda y alcance de este tipo de productos han desarrollado estilos más ligeros y con materiales más livianos que en ocasiones potencian la agilidad y rapidez  del atleta. ¿Podría esto ocasionar más factibilidad a lesiones?

Según Trujillo el sistema “Dry Fi”t que se utiliza en los nuevos modelos de zapatillas tiene sus beneficios.”El sistema Dry Fit es muy bueno a la hora de correr tiene buen amortiguamiento en la suela pero hay mucha inestabilidad de tobillo por lo que tienen que ser más propensos a los esguinces”, opinó Trujillo

¿Cómo saber cuando cambiar de zapatillas?

Otro aspecto que se tiene que tomar en cuenta es el momento específico para cambiar de zapatillas es el tiempo de caducidad del zapato. En ocasiones, la parte superior del calzado podría estar en buen estado, pero la suela y protección debajo de la plantilla puede estar afectando el pie.

“Cuando se comienza a presentar diferentes molestias o se sienten cansados de las piernas o en ocasiones algunos espasmos musculares eso da la indicación de que tenemos que cambiar nuestro zapato. El hecho de evaluar la suela de nuestro zapato también tiene que ver. Muchas veces decimos ´pero el zapato está nuevo´, pero es la suela la que se desgasta, cuando ya no hay una distribución correcta del pie ahí ya se debe de cambiar ”, acotó Merino.

Tags:

Lee también

Comentarios

X

Suscríbete a nuestros boletines y actualiza tus preferencias

Mensaje de response para boletines