El ecuestre salvadoreño está de luto por la muerte de Rogelio Chávez

El múltiple campeón de ecuestre y destacado entrenador partió a la presencia de Dios.
 
Enlace copiado
El ecuestre salvadoreño está de luto por la muerte de Rogelio Chávez

El ecuestre salvadoreño está de luto por la muerte de Rogelio Chávez

Enlace copiado

El ecuestre nacional está de luto ante la partida de Rogelio Chávez, un destacado atleta y entrenador que partió a la presencia de Dios el pasado 28 de diciembre.

Chávez representó a El Salvador en competencias de ecuestre por casi 30 años y fue un destacado entrenador que formó a cientos de jinetes en el país, entre los que destacan Herbert Tobar y Bernardo López, por mencionar a algunos.

Fue uno de los grandes competidores en el ecuestre a escala nacional y regional. Nació en San Salvador el 12 de enero de 1955. El deporte fue parte de su vida desde sus inicios, en Panchimalco, donde su familia tenía caballos y ahí aprendió el difícil trabajo que conlleva esta disciplina.

Chávez se especializó en el ecuestre en la modalidad de salto y adiestramiento. Esto le permitió lograr la medalla de plata por equipos en los Juegos Centroamericanos de 1973, en Guatemala. 

Ese fue el inicio de su carrera, ya que en los juegos de 1986 se alzó con el oro en adiestramiento individual, así como la plata por equipos. Volvió a repetir el oro en esta modalidad en los Juegos Centroamericanos de Guatemala, en 2001. Para los juegos que se realizaron en San Salvador, en 2002, obtuvo el quinto lugar por equipos. 

Rogelio logró el premio en el Concurso Internacional de Celebridades realizado en Puerto Rico en 1989, y desde 1991 a 1994 alcanzó el premio Ron Brugal en República Dominicana.

UNA VIDA DEDICADA AL ECUESTRE
Su formación en el ecuestre incluyó estudios en medicina veterinaria, los cuales realizó en la Universidad de San Carlos, en Guatemala, además hizo una especialización en ortopedia equina, en México. También viajó a Irlanda, donde estudió reproducción equina.

El amor por los caballos fue creciendo cada día más para Rogelio. Luego de cursar sus estudios se trasladó a Nueva York, lugar donde compitió en varios eventos de renombre. Viajó a Puerto Rico, donde fungió como entrenador y jinete. También participó en eventos en República Dominicana.

Toda la experiencia adquirida con sus estudios, además de la pasión que despertaban los caballos en don Rogelio, continuaba con su vida ligada al deporte y a la enseñanza.

La Federación Salvadoreña de Ecuestre publicó en su cuenta en Facebook: “Lamentamos informar sobre el fallecimiento de nuestro amigo Rogelio Chávez. Nos unimos a la pena que embarga en estos momentos a sus familiares y amigos. Siempre recordaremos a Rogelio como un amante de los caballos, un destacado atleta y un gran entrenador, un orgullo del deporte ecuestre en el país”.

El legado de don Rogelio en el ecuestre nacional es invaluable. Muchos lo describen como uno de los mejores jinetes y entrenadores del país, por lo que su enseñanza continuará por mucho años más. . 

Tags:

  • Rogelio Chávez
  • Encuestre

Lee también

Comentarios