Walter López volvió al Barraza para entrenar con Águila

Hace un mes sufrió un accidente automovilístico en el que murió el utilero David Platero. Ayer volvió a la cancha y contó lo que sintió.
Enlace copiado
Walter López volvió al Barraza para entrenar con Águila

Walter López volvió al Barraza para entrenar con Águila

Enlace copiado

Sentimientos encontrados tuvo Walter López, portero del Águila, al reencontrarse con sus compañeros y cuerpo técnico, tras un mes de estar fuera de toda actividad deportiva y luego de sufrir el accidente de tránsito en el que falleció el utilero David Platero.

El pasado 14 de julio López y Platero tuvieron un accidente sobre la carretera Panamericana, a la altura de Apastepeque. Platero perdió la vida y el portero sufrió golpes internos de consideración y daños en la columna vertebral.

"Siento una felicidad enorme de regresar luego de un mes al estadio y ver a mis compañeros de nuevo. Ha sido una excelente terapia para mí", afirmó el jugador, que a pesar de volver no podrá ver acción en el torneo Apertura 2018.

López admitió que "he evolucionado bien en mi tratamiento de terapia. Comencé a comer de a poco ya que a raíz del golpe recibido en el impacto me perforé mi intestino (grueso) producto a la fuerza con que me golpeó el cinturón de seguridad, el cuál fue el que me salvó la vida en el accidente", dijo López con la mirada fija en el horizonte.

LOS RECUERDOS LE INVADEN
"Nunca olvidaré esos últimos momentos con David. La verdad uno se pregunta porqué le sucede esas cosas a personas buenas como él. No sé si sentirme afortunado o no, pero soy el que estuvo en sus últimos instantes de vida", declaró el cancerbero.

López recuerda que el accidente fue como a las 6:30 de la tarde y se tardaron una hora en sacar a Platero.

El meta reconoce que Dios le brindó una segunda oportunidad de vida y ha tratado desde entonces de tomarlo como punta de lanza.

"Sé que Dios me tiene acá vivo por algo. Por un momento pensé que mi carrera se había terminado esa noche. El mismo cirujano que me atendió en Cojutepeque y que me operó me dijo que de haber llegado media hora más tarde no la contaba. Estuve cinco días hospitalizado y desde ese momento he comenzado mi recuperación. Agradezco al equipo, a mis compañeros, dirigentes, afición y amigos que estuvieron pendientes de mi evolución", expuso.

López dice que está decidido a entrenar para volver a jugar en el Clausura 2019, aunque su sueño es volver a entrenar con normalidad antes que acabe este año.

Tags:

Lee también

Comentarios