Santa Tecla: una cantera con marca registrada

El Santa Tecla tiene un proyecto con equipos infantiles y juveniles, quizá el más grande del fútbol profesional salvadoreño. Así funciona.

 

Enlace copiado
Santa Tecla: una cantera con marca registrada

Santa Tecla: una cantera con marca registrada

Enlace copiado

Es habitual ver la cancha del estadio Las Delicias de Santa Tecla colmada de jugadores juveniles todos los días; más de 90 futbolistas derrochan energía en cada sesión de entrenamiento de los niveles sub-15, sub-17 y  reserva.

El objetivo es forjarse una carrera profesional dentro de  esta  institución que suma tres títulos y un subcampeonato  en el circuito de privilegio  desde su ascenso en 2012.

El Santa Tecla le apuesta al trabajo en las divisiones inferiores para  trascender, debutar en la primera división y luego promover talentos al extranjero. 

Todos cuentan con cualidades futbolísticas y por eso la junta directiva les dio el voto de confianza tras superar las diferentes pruebas en las visorías que realizaron ante su panel de entrenadores capacitados en el desarrollo de juveniles

Entreno de los juveniles en la cancha del estadio Las Delicias. El terreno de juego ya se hizo insuficiente para atender a todos los niveles.

Tras la salida de Rubén “el Polilla” da Silva al plantel mayor para el Clausura 2018, el cargo de director deportivo recayó en el uruguayo Daniel Uberti.

El charrúa es el encargado del seguimiento y planificación al trabajo que realiza Óscar Navarro en la categoría de reserva; Óscar Martínez en la sub-17 y Eduardo Castillo con la sub-15.

EL OBJETIVO ES LLEVARLOS A LA MAYOR
Uberti señaló que el equipo busca formar su propia base de jugadores que logren brillar en la Liga Mayor tras el paso por todos los niveles. 

Desde que inició el proceso de la categoría formativa, la idea fue alimentar al equipo mayor, consideramos que estas son categorías de tránsito. Los jugadores van desarrollando su proceso formativo con el objetivo de llegar al primer equipo en el futuro. Esto es algo que nos llevará un año más o un año y medio más”, expuso.

José Vidal Hernández, presidente del equipo, sostuvo que el objetivo principal es formar jugadores para que debuten con el equipo mayor. “Como junta directiva somos unos fieles convencidos de que el cambio del fútbol, y no solo de forma retórica, está en las menores. Particularmente vengo escuchando esto desde que tengo uso de razón, que el cambio en el fútbol son las canteras, pero no se da ese paso, tomamos la iniciativa e iniciamos con las escuelas de fútbol, apostándole también a las juveniles”, contó el directivo.

“La apuesta a las canteras  es parte  del éxito de un club y la continuidad. La petición puntual que se le ha hecho al técnico de la categoría de reserva y la sub-17 es que puedan darnos al equipo mayor dos o tres jugadores por torneo, esto sería una gran ganancia”, comentó.  

Las divisiones sub 15, sub 17 y reserva del Santa Tecla con sus profesores.

 
LA EDAD PERFECTA
El trabajo de la categoría sub-15 nació a finales de 2015 y ahora el equipo proyecta formar pronto la sub-13. Según Uberti, “la edad de oro” para formar jugadores es entre los 11 y los 14 años de edad.

“La sub-17 y la categoría de reserva son de requisito, todos los equipos la tienen para competir, pero nosotros tratamos de ver más allá, no esperar a que lleguen a 15 o 16 años para ver si pueden tener espacio en la sub-17, empezamos de más abajo, la sub-15 está consolidada”, dijo. 

La categoría de reserva entrena bajo el mismo régimen del plantel mayor, la sub-17 entrena todos los días y solo descansa el día posterior al partido de la jornada, son mínimo 12 horas de entrenamiento (más el juego oficial), mientras que la sub-15 entrena  tres días a la semana (seis horas y se le complementa con un juego amistoso).

Óscar Martínez, Óscar Navarro y Eduardo Castillo, los profesores de las inferiores del Santa Tecla.

Para Óscar Martínez, técnico de la categoría sub-17, el trabajo ordenado rinde los frutos esperados. 

“Hacemos un trabajo en las inferiores que trae un proceso desde la sub-15,  sub-17 y reserva. El objetivo es obtener nuevos valores para el equipo de la primera división”, comentó.

Saúl Hernández es un jugador que llegó al equipo en el 2015 cuando tenía  14 años, ahora milita en la  reserva del equipo y su sueño es llegar hasta el plantel mayor.  

“Mi principal objetivo es salir a jugar a Europa. El Santa Tecla es el equipo que en el futuro me dará de comer”, resumió.

Tags:

Lee también

Comentarios