Moisés Romero, las manos que cuidan al Dragón

Moisés Romero es una institución en Dragón, no solo por su calidad como kinesiólogo, sino por su don humano. Aquí está su historia.
Enlace copiado
Moisés Romero, las manos que cuidan al Dragón

Moisés Romero, las manos que cuidan al Dragón

Moisés Romero, las manos que cuidan al Dragón

Moisés Romero, las manos que cuidan al Dragón

Moisés Romero, las manos que cuidan al Dragón

Moisés Romero, las manos que cuidan al Dragón

Moisés Romero, las manos que cuidan al Dragón

Moisés Romero, las manos que cuidan al Dragón

Moisés Romero, las manos que cuidan al Dragón

Moisés Romero, las manos que cuidan al Dragón

Moisés Romero, las manos que cuidan al Dragón

Moisés Romero, las manos que cuidan al Dragón

Enlace copiado

Los callos en sus manos y la cantidad de canas en su pelo reflejan todos sus años de experiencia. Su nombre es Moisés Romero y ya pasa las siete décadas de vida, pero lleva más de la mitad como kinesiólogo del Club Deportivo Dragón.

Se levanta todos los días a las 5:00 de la madrugada, pidiéndole a Dios que sea un gran día, pues termina su jornada 17 horas después, a las 9:00 de la noche.

Moisés siempre carga consigo su equipo de trabajo, un bolso transparente que llama la atención de todos. El mentol combinado con alcohol 90 despide un olor que caracteriza a un trabajador de su especialidad. Es casi inerte y cada jugador que lo siente sabe que él está cerca.

Romero es ya un ícono del Dragón y pocos ven un impedimento en que sea mudo. No habla por una discapacidad desde su nacimiento, pero se las arregla para enteder a la perfección lo que otros quieren decirle.

Sus amigos lo describen como una persona paciente y con un gran amor por el fútbol. El portero del Dragón, Manuel González, contó que Moisés nunca se pierde los partidos sin importar cuándo y dónde sean y que siempre se encuentra muy atento con todos. “Moisés es una persona que se destaca por su carisma y entusiasmo a la hora de los partidos”, detalló.

Con el dinero que se gana con el sudor de su frente le basta para pasarla bien. Es una persona solitaria y sencilla, a la que el equipo le ha tomado un gran aprecio.

OTROS TRABAJOS PARA SUBSISTIR

Se comunica por medio de señas o por escrituras que él mismo plasma en el suelo, dando a demostrar que sin importar las dificultades está dispuesto a superarse.

Es originario del departamento de San Miguel y cuenta con dos hermanos menores. Uno de ellos tiene la misma discapacidad genética.

Además de ser kinesiólogo se desempeña como vigilante de un restaurante y cuando necesita un dinero extra comparte su tiempo trabajando como sepulturero en el cementerio general, con su hermano menor.

En sus momentos libres se dedica a la pesca, dirigiéndose a los ríos de la zona de Oriente con sus amigos para poder cocinar y luego degustar de una rica sopa de pescado.

Por eso asegura que nunca es tarde para aprender y para demostrar que no hay obstáculo para superarse y sobre todo ser feliz.

Tags:

  • enrique coreas
  • dragon
  • primera
  • moises romero
  • kinesiologo

Lee también

Comentarios