Lili Payés: "El fútbol no me quiere dejar todavía"

Delmy Liliana Payés ha conseguido, entre las canchas y varios obstáculos, egresar de su carrera universitaria y mantenerse como referente del fútbol femenino.

Enlace copiado
Lili Payés:

Lili Payés: "El fútbol no me quiere dejar todavía"

Enlace copiado

Para la delantera de Alianza Women y selección mayor, Liliana Payés, no ha sido fácil llevar a la par la universidad, sus prácticas laborales ni mucho menos su trayectoria en las canchas, sobre todo cuando el balompié femenino sigue su transición de un placebo hacia una profesionalización que sigue pendiente.

Payés está a unos meses de graduarse como ingeniera agrónoma, en un país en el que solo un 13 por ciento de mujeres puede alzarse con un título universitario y en donde el fútbol aún no alcanza el estatus que tiene el masculino. Pese a ello, y a su manera, la joven deportista se erige como un ejemplo a seguir.

"Fue un proceso bastante difícil, este año egresé de la UNICAES en Santa Ana. Saqué Ingeniería Agronómica y estoy en mi pasantía, que la finalizo en enero. Ya egresé, pero el último año fue bastante difícil, porque llevaba estudio, trabajo y deporte y por eso había dejado de lado selección", confesó, en una charla con Deportes Grupo LPG antes de unirse precisamente a uno de los microciclos del combinado criollo.

Fue gracias a perseverancia, el apoyo de los equipos en los que ha jugado -y en gran medida por la presión de sus padres- que Liliana, goleadora desde sus cinco años, ha cumplido un objetivo que por momentos la hizo dudar sobre su futuro.

"Sobre todo siendo futbolista y mujer es muy complicado ver la posibilidad de comer de esto (del deporte), más que mis papás nunca me permitieron que me inclinara más por el deporte y dejar el estudio", manifestó. Eso fue vital para ella.

Payés se sinceró en que no estuvo lejos la posibilidad de solo dedicarse a una u otra área de su vida: "En algún momento estuve por decirle a mi mamá que iba a dejar la carrera (futbolística), pero creo que el fútbol no me quiere dejar todavía".

Al final, el esfuerzo ha dado frutos y se mantiene vigente en su equipo, con el que ya logró título liguero, y está presente en el radar de selección, en donde sigue aprendiendo de Debbie Gómez, quien la ha contagiado de actitud. Y por supuesto, ha logrado mantenerse en una carrera que le llamó la atención gracias a su padre.

"Siempre me han gustado las plantas, la ganadería y quizá eso viene heredado de mi papá. Él trabajó hace mucho tiempo en eso y como que lo traigo en la sangre. Me gustaría especializarme en esa rama. Por ahora trabajo con cacao y café, que también son ramas fuertes en la agricultura", confesó la futbolista de Coatepeque, pueblo en el que se hizo un nombre desde sus primeros años como deportista.

"NOS FALTA DISCIPLINA"
Su trayectoria, en efecto, inició en su ciudad natal, luego en equipos de El Congo, Ciudad Arce y zonas aledañas, hasta que dio con el equipo femenino de Santa Tecla. Recientemente cosechó dos trofeos de liga con Legend's y uno con las albas. En selecciones, está presente desde hace una década, cuando con 14 años ya jugaba en la sub-17.

"Cuando yo comencé, en mi pueblo, jugaba con niños y a la mayoría sé que nos tocó crecer así. Desde los cinco años ya jugaba, mi mamá dice que en vez de muñecas, yo jugaba con la pelota. Siempre jugué de delantera", afirmó, entre risas.

Pero así como es futbolera de nacimiento, Payés también es crítica en torno a que, en un contexto en el que la brecha entre mujeres y hombres sigue latente, las féminas no han alzado la voz ni se creen que pueden lograr más, a lo que añade que falta disciplina en las atletas.

"Hace falta mucha disciplina. Nos gusta el fútbol pero no nos gusta entrenar y así no salimos de nada. Hay muy buenas jugadoras técnicamente, la profe Debbie nos dice eso, que cómo nos va a ganar Guatemala, no han ido a un Mundial (en masculino), nosotros sí, pero ellos se enfocan mucho en sus objetivos y se exigen demasiado, son disciplinados", reclamó.

Aunque también considera que en el circuito femenino hay mucho talento, que falta potenciar. "Procesos" es una de las expresiones que Payés más utilizó en la entrevista, para referirse a su vida, al balompié y también para señalar cómo puede evolucionar la rama femenina.

"Si se llevara un proceso con las compañeras con que he estado, tuviéramos un potencial increíble en selección, pero quizá por discriminación, mucho machismo... es complicado, en todo sentido. Quizá más por compromiso se ha metido el fútbol femenino, pero al menos ya está creciendo, cosa que hace cinco años ni me lo imaginaba", expresó.

Para lograr que su modalidad camine, para Payés debe haber más apoyo económico, más soporte de parte de la FESFUT y que haya cultura de aficionados al balompié femenino. Al respecto, puntualizó con esta frase: "A mí también me gustaría sentir más apoyo de la gente, y lo he mencionado: el fútbol femenino no es tan profesional porque nosotras no somos tan profesionales".
 

Tags:

  • Lilly Payés
  • Alianza Women

Lee también

Comentarios

X

Suscríbete a nuestros boletines y actualiza tus preferencias

Mensaje de response para boletines