La dinastía de los Torres

Los hermanos Wilma, William, Alexánder y Evelyn Torres son reconocidos en Anamorós, en el oriente del país, como una familia futbolera. Los primeros tres han destacado en equipos de primera, segunda y tercera división. Luego, la menor ha sido parte de selecciones nacionales femeninas sub-17 y sub-20.

Enlace copiado
La dinastía de los Torres

La dinastía de los Torres

Enlace copiado

Wilma Torres, 26 años; William Torres, 27 años y Alexánder Torres, 29 años, comenzaron jugando juntos en el Asunción de Anamorós, en la tercera división. Los tres fueron parte de ese plantel que ascendió a segunda categoría en el fútbol nacional, en 2011. Luego de haber jugado en las tres categorías principales del balompíe nacional adquirieron un kilometraje considerable para ser considerados como una dinastía futbolística de la zona oriental, similar a la de los hermanos Coreas Privado, quienes resaltaron más en las filas de Águila en las décadas de los 80 y 90.

 Pero con el transcurso de los años los caminos de los hermanos Torres se bifurcaron. Ese momento de la separación fue inevitable. Wilma se fue a Dragón, para ser campeón con ese equipo en 2016, en la final en que marcó el tanto a Águila para el triunfo por 1-0. Luego se fue a Firpo. Posteriormente, volvería a ser campeón en el fútbol nacional en 2018, pero sería con Santa Tecla, equipo en el que se terminó de consolidar en el balompié nacional. Ese buen trabajo con los verdiazules lo llevó ahora a las filas de FAS, su equipo actual.

Por su parte, William, quien juega como portero, ha hecho carrera en Pasaquina, Sonsonate y ahora lo hará con Limeño, representativo que lo fichó para el Apertura 2020. Por su parte, Alexánder, el mayor, solo jugó en segunda y tercera, en Asunción y Aspirante, respectivamente. Por ahora se ha alejado del fútbol para dedicarse a la fabricación de escaleras metálicas, útiles en trabajos de construcción, sobre todo. Luego, a ese trío de jugadores se adiciona su hermana, Evelyn Torres, de 22 años, la menor de esa dinastía, quien ha tenido espacios en selecciones nacionales femeninas.

"Con mis hermanos comenzamos juntos los tres en Asunción de tercera y segunda divisiones. Pero por la situación económica, mi hermano, Álex, mejor decidió buscar qué hacer fuera del fútbol. Con mi hermano William seguimos en primera división. Luego, mi hermana Evelyn ha hecho procesos de selecciones nacionales sub-17 y sub-20", explicó Wilma, quien en medio de la cuarentena domiciliaria por la pandemia por coronavirus se ha ido a Anamorós para estar junto a sus hermanos. 

Uno a uno

Wilma Torres, desde la casa de sus padres en Anamorós, se prepara individualmente para no llegar a cero a la pretemporada de FAS. El extremos derecho recordó brevemente las dos títulos que tiene ahora en el balompié nacional, uno con Dragón y otro con Santa Tecla.

"Gracias a Dios he podido conseguir grandes cosas, con Dragón y Santa Tecla. Pude marcarle ese gol a Águila en la final que ganamos con Dragón en 2016. Ahora se me da una nueva etapa en FAS y esperamos dejar huella ahí en ese equipo que tiene mucha historia", explicó el mediapunta, quien anteriormente fue parte de la base de Santa Tecla.

Por su parte, William Torres califica como bendición de Dios el poder jugar fútbol a escala profesional. Por lo tanto cree que es clave sacar el mayor provecho posible estar ahora en liga de privilegio.

"Gracias a Dios hemos tenido la oportunidad de ser familia futbolera. Realmente, uno tiene que estar agradecido con Dios, porque es quien nos ha dado esta bendición.  Uno debe sacar provecho. Si Dios nos dio la bendición de poder pegarle a una pelota, entonces tenemos que sacarle el mayor fruto posible", dijo el guardavallas que ahora vuelve a Limeño, que fue parte de sus inicios en el balompié rentado, en liga de plata.  

Luego, Evelyn, el lado femenino de la dinastía Torres, destacó los logros de sus hermanos, en especial de William y Wilma, este último el que ha sido más exitoso hasta el momento.

"Recuerdo que para llegar a selecciones me tocó hacer varias pruebas. Gracias a Dios quedé. Yo estoy orgullosa de lo que han hecho mis tres hermanos. Han luchado bastante para llegar ahí. Agradecemos a nuestros padres, quienes nunca nos quitaron la oportunidad de seguir jugando. Cuando Wilma fue campeón con Dragón y Santa Tecla estuvimos con él en la celebración. También estuvimos con William cuando subió con Limeño en 2016", dijo Evelyn, quien luego de concluir sus estudios de bachillerato decidió ayudar a su madre en los quehaceres de la casa. 

Tags:

  • Wilma Torres
  • Evelyn Torres
  • William Torres
  • Anamorós
  • Alexánder Torres

Lee también

Comentarios

X

Suscríbete a nuestros boletines y actualiza tus preferencias

Mensaje de response para boletines