Jugadores del Chalatenango increparán a la FESFUT por desafiliación

No se quejan de que desafiliaran al equipo, sino de que no se especifica cómo les pagarán la deuda salarial.
Enlace copiado
Jugadores del Chalatenango increparán a la FESFUT por desafiliación

Jugadores del Chalatenango increparán a la FESFUT por desafiliación

Jugadores del Chalatenango increparán a la FESFUT por desafiliación

Jugadores del Chalatenango increparán a la FESFUT por desafiliación

Jugadores del Chalatenango increparán a la FESFUT por desafiliación

Jugadores del Chalatenango increparán a la FESFUT por desafiliación

Enlace copiado

Tanto el abogado de los jugadores del Chalatenango como los mismos afectados prometieron hoy que este martes visitarán la Federación Salvadoreña de Fútbol (FESFUT) para pedir una explicación sobre el acuerdo de desafiliación del equipo, pues según ellos solo revuelve el tema deportivo, pero no da solución a las demandas por incumplimiento salarial.

Víctor Merino Dubón, uno de los jugadores afectados, dijo que no conocía a detalle la resolución, pero que está claro que regresarán a la FESFUT para pedir respuestas y el pago de los salarios que les deben, correspondientes a tres meses del torneo Clausura 2017.

"Nos vamos a poner de acuerdo. Vamos a ver como nos organizamos con el capitán Carlos Carrillo y el abogado del equipo, ya que nuestras familias están esperando ese dinero que nos lo hemos ganado honradamente", comentó el popular "Pega".

El mediocampista explicó que el abogado de los jugadores había pedido la venta de la categoría para solventar la deuda de ese dinero (que supera ya los 100 mil dólares), pero que al dejar al Chalatenantgo afuera, sin posibilidad de vender su plaza, los afectados son ellos.

"Con eso no solucionan nuestro problema, la federación (FESFUT) tiene que apoyarnos. Vamos a regresar en grupo para presionar y para que se nos de una solución", agregó Merino Dubón.

MOLESTOS POR LA DECISIÓN

El abogado de los jugadores demandantes, Alexander Portillo, mostró su descontento, pues el comité ejecutivo de la FESFUT no le concedió hoy audiencia para hablar del tema.

"Pedíamos la congelación de la categoría para ofrecerla a otro equipo que estuviera interesado en comprarla, pero vamos a reunirnos con los jugadores y a pedir una reunión con el tribunal arbitral de la FESFUT para que nos de una explicación más amplia. Aún hay tiempo, agotaremos todas las instancias hasta que sea saldada la deuda. Con desafiliar al Chalatenango no se está haciendo nada", agregó el jurista.

El colombiano Bladimir Díaz dijo que da tristeza que desafilien al equipo, por la gente, por los aficionados, pero reconoció que la inabilitación de los dirigentes Fernando Alas y Francisco Peraza es positiva para dejar un precedente.

"Como extranjero voy a tratar de asesorarme más para ver qué puedo hacer (en tema económico). Yo estaba pidiendo también mi carta de libertad, pero ahora que se resulve que quedamos libres, voy a buscar otro equipo", señaló el delantero cafetero.

"No sé qué va a decidir la federación con respecto a lo de nuestro dinero, todos estábamos esperando eso, el dinero que nos deben. Nos vamos a informar de cómo se va a pagar esa deuda", declaró el hondureño Williams Reyes, otro de los afectados.

NO PUEDE HACER NADA

El expresidente del Chalatenango, Fernando Alas, quien fue inhabilitado como dirigente de fútbol por un período de tres años junto a Francisco Peraza, representante legal del equipo, como parte de la resolución que dio a conocer la FESFUT, dijo que respeta la decisión tomada, siempre y cuando esté apegada a derecho.

"A mí me asiste un derecho de revisión y un derecho de apelación del caso, esto es un procedimiento. Si he sido deshabilitado para tres años me asisten esos procedimientos; sin embargo, yo le voy a agradecer a Dios si eso es así, si me han deshabilitado; para mí, mejor todavía, no es para ponerme a llorar", agregó el también abogado. El ahora exdirigente de fútbol prefirió hablar del caso de Isidro Metapán, equipo que a su criterio debería ser castigado.

Lamentablemente ahí está el caso del Metapán, ¿por qué no castigan a ese equipo que ha sido financiado... (calla)? Ya todo los sabemos. ¿Por qué no castigan a esa gente? Si Roberto Campos es el que le hace daño a este fútbol", valoró Alas.

Y finalizó diciendo que no podía hacer nada al respecto de la resolución, particularmente en lo económico, ya que dentro del documento emitido por la FESFUT también se señala que los dirigentes Alas y Peraza, deben honrar la deuda con los jugadores. "Van a obligar a la esposa de Francisco Peraza, van a obligar al hijo de él. La capacidad económica la podría tener Francisco Peraza, pero bueno.... Yo sinceramente en esto no puedo hacer nada", zanjó.

Lee también

Comentarios