“Todo esto que está viviendo se basa en la oportunidad que le ha dado el técnico Agustín Castillo, a él y a Óscar (hermano mayor de Ricardo)  que han trabajado para ganarse un puesto”, comentó Óscar “el Lagarto” Ulloa, padre del atacante tigrillo y que en su época también fue un referente goleador de la selección y de los equipos en los que militó.

“Yo le digo a ellos que para los jóvenes, en equipos grandes cuesta que le den la oportunidad y tienen que trabajar mucho, ser perseverantes e incluso en un equipo como FAS trabajar el doble”, menciona Ulloa, añadiendo que “a fuerza de goles él (su hijo) se ha ganado eso. El equipo está dependiendo de su fortuna con el gol, esto le está generando confianza a él y al técnico que ahora sabe que tiene buenas alternativas en la banca”, dijo.

En el mismo sentido, y en su papel de padre y ex futbolista, Ulloa asegura que sus consejos no han caído en saco roto.

“Yo le digo a los dos que la humildad, el trabajo y la perseverancia los llevan al éxito, Óscar y Ricardo lo están teniendo y han sabido acatar los consejos, se les dice que no es fácil estar en un equipo como FAS, y ellos lo saben bien”, puntualizó.

Ricardo Ulloa ha marcado siete goles en la presente temporada, siendo él el artífice de la victoria en el clásico nacional ante los emplumados del Águila al marcar los dos tantos del partido, logrando así una  victoria que les encaminó hacia un partido extra en busca de llegar a la semifinal.